La tarea de producir

EL UNIVERSAL

Caracas, Jueves 13 de Octubre de 2016 | Opinión

PEDRO E. PIÑATE B.

Sí tarea es obra, trabajo, deber a cumplir en tiempo limitado, la tarea de producir toca entonces a todo ciudadano apto para laborar sin excepciones. Y es que para consumir, primero tienen que producirse o importarse los bienes y servicios que se demanden de manera que estén disponibles a los consumidores. Esto además precedido o acompañado del trabajo de cada consumidor para ganarse el dinero para el pago de su consumo. De esta manera funcionan y progresan los países organizados, mientras que en Venezuela clasificada entre los países”en desarrollo” por no llamarlos lo que son – atrasados y desorganizados, desde que la riqueza fácil del petróleo y de la mina a todos obnubiló, se instituyó el pernicioso rentismo. Este junto al populismo y la demagogia determinan que los venezolanos podemos vivir sin trabajar y producir.

Bajo esta falsa premisa, los gobernantes en cada turno son los primeros que no trabajan ni producen. Como administradores de la Hacienda pública solo gastan y disponen, rindiendo memoria y cuentos de lo ejecutado anualmente ante sus diputados o de la contraparte que se la aprueban sin mucho mirar ansiosos esperando su turno de dilapidar. Así basta ser elegido o nombrado a un puesto público para que todo tipo de bienes y servicios sean con cargo al presupuesto público usufructuados sin mesura por el funcionario sea alto, mediano o bajo. Desde la ropa y el calzado hasta el jet último modelo que dispone para viajar, o los vehículos oficiales blindados y la escolta armada motorizada para llevar los niños a la escuela. Esto además de acceso ilimitado al uso de divisas, de tarjetas de crédito y débito de los bancos estatales, y del tráfico de influencias para dar y obtener a cambio lo que quiera.

Por su parte millones de gobernados esperan como derecho propio también vivir sin trabajar de la renta del Estado. Esto a cambio del voto para los gobernantes o quienes aspiran serlo, obteniendo regalados: vivienda; carro, buseta o moto; un cargo, beca o misión sin trabajar; pistola y chapa; créditos sin garantía no retornables; electrodomésticos, y pare de contar. En estas condiciones, hoy cuando el rentismo debiera estar llamado a su final, los venezolanos enfrentamos la tarea de producir. Nada fácil con la renuencia de gobernantes y gobernados a trabajar.

Ref. Pedro E. Piñate B. La tarea de producir. EL UNIVERSAL. Caracas, Jueves 13 de Septiembre de 2016. Opinión

http://www.eluniversal.com/noticias/opinion/tarea-producir_621959

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s